lunes, 31 de marzo de 2008

Be moral, my friend

No pensaba que tus proclamas tuvieran tanto poder como para que un mortal pudiera transgredir las leyes no escritas e inquebrantables de los dioses. Éstas no son de hoy ni de ayer, sino de siempre, y nadie sabe de dónde surgieron. No iba yo a obtener castigo por ellas de parte de los dioses por miedo a la intención de hombre alguno" (Antígona a Creonte, en Antígona, de Sófocles, Ed.Gredos, trad. de Assela Alamillo)


Leyendo a Sófocles, ¿acaso no me recuerdan estas palabras a las de Pedro, o más bien, las de Pedro a estas, cuando dice que "hay que obedecer a Dios antes que a los hombres"?

Isaías lo dice de un modo más llano, pero quizá más tremendo: "¡Ay de los que a lo malo llaman bueno, y a lo bueno malo; que hacen de la luz tinieblas, y de las tinieblas luz; que ponen lo amargo por dulce, y lo dulce por amargo!", palabras que hoy cita Juan Manuel de Prada en un memorable artículo sobre el aborto.

Que a su vez tiene mucho que ver con ese "algo divino y demónico" en el interior de Sócrates que "toma la forma de una voz que, cada vez que se manifiesta, siempre me disuade de lo que voy a hacer y jamás me incita a ello" (Apología, Platón).

Y con el conversi ad dominum y la fuerza de gravedad que menta B16 en la homilía de la Vigilia Pascual: "Siempre hemos de ser «convertidos», dirigir toda la vida a Dios. Y siempre tenemos que dejar que nuestro corazón sea sustraído de la fuerza de gravedad, que lo atrae hacia abajo, y levantarlo interiormente hacia lo alto: hacia la verdad y el amor".

5 comentarios:

Terzio dijo...

Soslayando que entre tan egregias autoridades cites a Prada, me alegra tratar con AgusAlonso, tan brillantemente natural y sobrenaturalmente coherente.

Una observación: Yo dudo si es primero Sófocles que Pedro: Por los logoi spermatikoi. Cosas/efectos del Misterio y lo eterno.

De todas formas, la señorita Antígona es, avant la lettre, una admirable mártir (virgen? también???)

'

Agus Alonso-G. dijo...

¡Muchas gracias! En efecto, Antígona recuerda a esas santas mártires de los primeros siglos cristianos.

Y sí, las semina Verbi algo tienen que decir, como señala en su 'Apologia' Newman:

"La literatura, filosofía y mitología paganas, debidamente entendidas, no eran sino una preparación del Evangelio. Los poetas y sabios griegos eran en cierto sentido profetas porque ‘a aquellos bardos sublimes habían sido dados pensamientos más allá de su pensamiento’ (John Keble, The Christian Year, XXVII).

Dios había hecho una dispensación directa a los Judíos pero también había habido, en cierto modo, otra dispensación a favor de los Gentiles."

Terzio dijo...

.

Yes: Be classic, my friend!

'

ARP dijo...

Yo también le tengo atravesado al de Prada, aunque diga cosas muy adecuadas e interesantes.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.