lunes, 26 de marzo de 2007

Narrar

Sin el arte narrativo –y ahí se encuadra el cine– el ser humano tendría que contar tan solo con sus propias experiencias, lo que significa que se vería obligado a aprenderlo todo desde el principio. Sin conocer la Odisea, el hombre no sabría nada de la fidelidad de Penélope, sin Shakespeare ignoraría las dudas de Hamlet, o el amor de Romeo por Julieta. Sin don Quijote, uno tendría que descubrir por su cuenta la diferencia entre ver el mundo como es y verlo como debería ser"

Lo dice Krzysztof Zanussi, cineasta polaco, en una interesante entrevista en Aceprensa.

El viernes parto hacia Roma, un año más, una Semana Santa más. Se vislumbra que sólo cuando me falten seré capaz de darme cuenta de la suerte que tengo con estas continuas romerías que casi sin interrupción vengo practicando en este tercer milenio ineunte. Estos días echaré un vistazo a las impresiones que recogí en un cuaderno el año pasado. En esta ocasión pretendo ser más exhaustivo en la recogida y no hacerlo a posteriori como entonces.

3 comentarios:

PSOE dijo...

PSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSO
EPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOEPSOE
PSOEPSOEPSOE

Anónimo dijo...

ya sabes que a quien mucho recibe, mucho se le pide...que lo disfrutes y nos lo cuentes luego :)

Terzio dijo...

Oye, barre la basura del ático, please.

Lo del Zanussi ese, regular.

Pero que te pegues otra recarga de romanidad: Auguri!!!

Pide por mis mejorías, que yo rogaré para que te empapes de Roma : la de los clásicos en el coco, y en el alma la de los Santos.

Y si me mandas una estampita, mejor.

+T.